jueves, junio 18, 2009

Evangelio : ¿Religión o Relación?




¿Qué es Religión?
Culto que se tributa a la Divinidad.// Doctrina religiosa.
¿Qué es Relación?
Correspondencia entre dos personas o cosas que se consideran al mismo tiempo.

La Religión Judía, de la cual proviene el cristianismo, es el Antiguo Pacto establecido entre Dios e Israel.
El pacto entre Dios y los judíos se basaba en una serie de ritos y procedimientos, entre los cuales se cuentan los sacrificios y holocaustos. Ambas palabras nos hablan de los sacrificios de animales que en la Antigua Dispensación (Antiguo Pacto) eran parte del Culto a Dios. Consistían en dar muerte a un animal sobre un altar (de piedra u otro material), derramando su sangre para el perdón de los pecados, o simplemente para agradar a Dios mediante la ofrenda del animal (Alabanza y Gratitud) (Gn.8:20-21).
El Primer sacrificio como tal, que se registra en la Biblia, es el sacrificio de Abel (Gn. 4:4). Algunos autores señalan que un animal tendría que haber sido sacrificado para que Adán y Eva se vistieran de pieles, lo que supondría un sacrificio anterior al de Abel (Gn. 3:21).
Este tipo de adoración fue establecida por Dios (Lv. 1:3-17/Lv.4)
La Religión consiste en una estricta observancia y práctica de ciertos ritos, hábitos, tradiciones y/o costumbres, generalmente heredadas o impuestas por una persona o institución.
Dado que la Religión es algo estático (sin movimiento), les resulta imposible a quienes se someten a ella, el llevar una vida plena y satisfactoria, porque la religión en sí misma es incapaz de motivarnos al crecimiento espiritual (Santiago 1:26). Necesitamos algo más que eso.
Todo lo que Dios estableció para que los judíos le adoraran, tenía un significado. Sin embargo, como los rituales son estáticos, los que

practican tales rituales, al pasar del tiempo pierden el verdadero sentido de lo que están haciendo y terminan creyendo que adoran a Dios por el sólo hecho de practicar el rito. Llegan a pensar que el rito, hábito o costumbre, es suficiente para agradar a Dios, sin importar lo que hagan el resto de su tiempo y en el resto de áreas de su vida.
Este tipo de personas tiende a separar a Dios de su vida privada. Piensa en actividades espirituales y las separa de las actividades mundanas. Traza una línea divisoria entre su actividad religiosa y su vida propiamente tal.
En la Biblia tenemos el caso típico de una persona religiosa, que piensa que basta con hacer sacrificios para mantener tranquilo o satisfecho a Dios. Es el caso del Rey Saúl que leemos en 1º de Samuel 15:18-22.
La pregunta es: ¿Por qué a muchos les basta con llevar una vida religiosa?
1)Porque requiere de menos esfuerzo.
2)Porque es más fácil.

La RELACIÓN
La Relación es viva y dinámica (tiene movimiento en sí misma), mientras que la Religión es muerta y estática .
La Relación es el nexo que une a dos o más personas o cosas entre sí, por tener algo en común.
Ej.: ¿Qué relación tiene un refrigerador con una lavadora? Que ambos son artefactos eléctricos y reciben el nombre de “línea blanca”
Ej.: ¿Qué relación tiene un ariqueño con un ovallino? Que ambos son chilenos.

Existen diversos tipos de Relaciones. De todas ellas, aquella que nos marca a todos los seres humanos, es la Relación que tenemos con Dios.
¿Qué relación tiene el hombre con Dios? O dicho de otra forma ¿Qué tiene que ver el hombre con Dios?
Todo ser humano ha sido creado por Dios.
¿Cómo quedó esa relación entre Dios y el hombre luego de la desobediencia de Adán y Eva? (Romanos 3:23). El pecado rompió la relación que existía entre Dios y el hombre. Pablo también dice de esto en Ro. 5:12, que por un hombre (Adán), entró el pecado en el mundo, y con el pecado, la muerte.
Sin embargo, Dios ofreció a la humanidad la reconciliación, es decir, el restablecimiento de la relación entre Dios y el Hombre, a través de Jesucristo (Ro. 5:11). O sea, que existe una Relación entre Dios y el hombre cuando este recibe a Cristo, ya que somos reconciliados con Dios en Cristo.
La pregunta es ¿Qué tipo de Relación tenemos con Cristo? ¿O sólo tenemos una religión?
Vimos que la primera relación que existe entre Dios y el Hombre es la del Creador con su Criatura. Resumiendo, en la Biblia podemos encontrar la siguiente escala de la Relación de Dios con el Hombre:
1.-Criatura: Es la relación que todas las personas, animales y cosas (la Creación) tienen con Dios. (Juan 1:3/ Gn. 1: 3-31).
2.-Hijo: Cuando recibimos a Jesús en nuestro corazón, dejamos la categoría de simple criatura, y pasamos a ser Hijos de Dios (Juan 1:12).
3.-Siervo: Cuando en nosotros, siendo Hijos de Dios, hay gratitud, comenzamos a madurar espiritualmente, y nos nace el deseo de servir a Dios. Escuchamos su llamado, lo obedecemos y nos consagramos al Servicio de Dios.(1º de Samuel 3:10/ Isaías 44:21)
4.-Amigo: Llega un momento tal de madurez para el cristiano, que ya no se conforma con servir, sino que quiere tener una relación estrecha con Dios, y la relación más estrecha e íntima que puede existir, es la de Amistad (Pr 17:17). Dios expresa el deseo de que el cristiano, más que su Siervo, sea su amigo. (Juan 15:15).
Día a día, la Iglesia debe optar entre estos dos caminos: Llevar el Evangelio como una Religión o como una Relación con Dios.
La Iglesia se mantiene viva sólo cuando escoge tener una Relación con Dios. La Religión no sirve, ya no es algo que agrade o satisfaga a Dios (1º Samuel 15:22/ Salmos 40:6/ Salmos 51:16-17/ Oseas 6:6)
Una vez que hemos escogido tener una relación con Dios, nos vemos enfrentados a una realidad dinámica, algo que cambia día por día, y que tiene la posibilidad de crecer y madurar.
Dios nos invita a que reflexionemos en qué nivel de Relación con Él estamos y si estamos dispuestos a acceder al siguiente nivel. Una vez que alcanzamos el máximo, que es la relación de amigos, no se ha terminado todo, sino que es la parte más difícil, ya que mantener una relación de amistad requiere mucho cuidado y preocupación. Es estar con Dios en las buenas y en las malas, requiere de un compromiso real y sincero que no se condiciona por nuestro estado emocional, situación económica, familiar, de salud, ni ninguna otra situación externa que nos pueda afectar, sino que sólo depende de nuestro amor por Cristo.




Por Fernando García Olmedo

1 comentario:

Elías ... dijo...

Las relaciones interpersonales se dan de infinitas maneras, mas aun con el avance de la tecnología y las comunicaciones. Creo que lo que importa es la intensidad de la relacion con Dios...todos cumplen con una misión en esta vida, e, independiente de como se establezca esta relación con Dios, Él, en su infinita paciencia, nos acoge a todos, blancos y negros, moros y cristianos, como Hijos de Él...

Y que buena q publiques de nuevo!!

Un abrazo y te sigo!!